Resumen de la Convivencia de los Hermanos Medalla de Oro

Queridos Trinitarios.

Aún nos acaricia el recuerdo esa mirada de Esperanza que durante la última semana ha estado tan cerca de nosotros. Durante unos días de Cultos celebrados con fervor a Nuestra Bendita Madre, compartimos con orgullo la convivencia celebrada el pasado sábado durante el transcurso de la mañana con los hermanos que portan desde más de 50 años, vivencias y alegrías simbolizadas en una dorada medalla de respeto y admiración a una larga vida de dedicación.

Nuestros jóvenes son el futuro, pero los veteranos el reflejo y modelo que orienta a las nuevas generaciones venideras en ese camino de hermandad que conlleva tanto sacrificio y satisfacción a partes iguales cuando se vive desde la humildad y trabajo fraternal. Por todo ello, era de vital necesidad confraternizar con todos ellos una jornada diferente, amena, enriquecedora y con mucho cariño añadido en cada parte de la misma. Compartir ese primer café de la mañana, esa oración en nuestra Capilla ante Nuestra Señora de la Esperanza sobre la nueva alfombra para Cultos, y ese magnífico vídeo realizado con el corazón trinitario cargado de imágenes y música que elevaban el alma al encuentro de Dios Trinidad, inolvidable.